9125
January 8, 2010 | by De Boca en Boca
Cuantos tipos de sangre existen y tu cual eres?

 

Todo mundo reconoce la importancia de la sangre. A través de ella alimentamos, oxigenamos y limpiamos a cada una de las células del cuerpo. De ahí que siempre se le haya considerado el líquido vital. La sangre es un tejido humano, como la piel, con la diferencia de que se trata de un tejido viscoso y en movimiento, pero uniforme. Está compuesto por glóbulos rojos (los que transportan oxígeno y bióxido de carbono), glóbulos blancos (para las defensas de cuerpos extraños) y una gran cantidad de proteínas que tienen diversas funciones, una de las cuales es el detener las hemorragias por medio de la cicatrización.

HEMORRAGIAS Y TRANSFUSIÓN
Una persona que tiene una hemorragia continua, puede llegar al extremo de entrar en “choque” y morir precisamente por la falta de alimento y oxígeno que el cuerpo necesita. Si esto sucede, es preciso practicar una transfusión sanguínea, es decir: dar la sangre de una persona a otra. Hay un inconveniente: entre la gran cantidad de defensas que la sangre posee para defender el cuerpo está una sensibilidad a lo que ya denominamos “cuerpos extraños”, es decir: aquellos que no pertenecen a la sangre y que pueden ser bacterias, virus o algún otro cuerpo. Esta sensibilidad se lagunas células sanguíneas está en su membrana y se han catalogado varios grupos de ellos, pero los más conocidos y usados son dos criterios, que se relacionan directamente con algo que se ha dado en llamar grupos sanguíneos.

TIPOS SANGUÍNEOS
Existen cuatro tipos de sangre (por decirlo así): A, B, AB Y O. Si tomásemos una población de cien personas y le practicáramos un estudio para saber qué tipo tienen, encontraríamos aproximadamente los siguientes porcentajes: O: 44%; A: 44%; B: 8%; AB: 4%. Esto quiere decir que las personas que tienen un tipo sanguíneo AB son poco frecuentes y que en caso de que necesiten una transfusión será un poco más difícil de hallar su tipo de sangre.

HideMyAss.com

A esto se añade un factor más: el Rh (de Rhesus, pues en el mono de este género fue donde se encontró primero), que puede ser positivo o negativo. De esta manera, se pueden tener casos de tipos sanguíneos AB+ (AB positivo) o AB- (AB negativo). El factor Rh negativo es menos frecuente (sólo 15% de la población total).

¿CONOCES TU TIPO DE SANGRE?
Generalmente, la gente no conoce su tipo sanguíneo, pese a ser de importancia. El tipo sanguíneo se conoce a través de un sencillo análisis de laboratorio que no dura más de cinco minutos y que sólo deja como señal un piquete en uno de los dedos de la mano para obtener una pequeña gota. Sin embargo, hay que tener cuidado en el resultado del análisis. Yo tuve la certeza de tener un tipo de sangre O positivo durante más de diez años gracias a un estudio de laboratorio que me practicaron. Años después, en la preparación para la Expedición Internacional al Popocatépetl para ver el eclipse total de sol de julio 11 de 1991, me volvieron a practicar el examen y el resultado fue: O negativo. Me volvieron a hacer el estudio y dio el mismo resultado, así que fui a otro centro para que lo hicieran de nuevo y finalmente me convencí de que el primer resultado era erróneo.

El tipo de sangre O negativo es uno de los poco comunes (es decir: difíciles de conseguir) y a partir de ahí he dedicado un tiempo a elaborar una lista de personas con todos sus datos (números telefónicos, direcciones, historial médico general, edades, estado de salud) en caso de emergencia.

Estamos por elaborar una base de datos con los grupos sanguíneos de las personas de la Asociación para casos de emergencia. Si tú no lo conoces, acude a un laboratorio y lo conseguirás con facilidad pues no se necesita una indicación específica de un médico. Basta que te presentes y lo pidas. Si ya lo conoces y deseas ingresar a la base de datos que estamos elaborando, podrás llenar la forma que en breve enviaremos a través de este medio para que tengamos más oportunidades cada uno de nosotros.

Comments are closed
Theme by Theme Flames, powered by Wordpress.